lunes, diciembre 24, 2007

EL DINOSAURIO Y EL MAGO

El Dinosaurio fue a visitar a su amigo "el mago de los sueños".

.- Necesito que me ayudes.- Dijo. - Quiero acompañar a la lechucita, pero los dinosaurios no vuelan.
.- ¿Que es lo que más te gustaria?
.- Me gustaría posarme en su rama cuando escribe, acompañarla cuando vuela, y que fuera lo primero que viera en la mañana.

Entonces el mago tomo una piedra sagrada y se la puso en sus manos.

.- Cierra los ojos y guarda aquí todos tus deseos, pero tienes que ser sincero.

El dinosaurio obedeció. A juzgar por las caras que ponía hizo un largo y complicado viaje hasta su corazón.
Cuando abrió la mano vió la piedra tallada conforme a sus pensamientos. Le dió las gracias atropelladamente al mago y se fue corriendo a entregarsela a la lechucita antes de que volara.

La lechucita la metio en su pecho y sintió que palpitaba. Ahora el corazon lo tenía más caliente pero tambien le pesaba.



2 comentarios:

Sergio Mardones L. dijo...

Es una piedra azul y tiene forma de lechuza.
Felicidades
S.

Meigo,aprendiz de Druida dijo...

Te deseo lo mejor en estas navidades y que tus labios se llenen de sonrisas.
Por cierto ese Mago de los Sueños es amigo mio
Un beso Fortunata.